Inicio Nacionales Las grietas de Vidal: El descontento se hace sentir con el primer paro docente

Las grietas de Vidal: El descontento se hace sentir con el primer paro docente

REALPOLITIK I 13 de agosto de 2016
Por GUADALUPE REBOREDO

La niña mimada del Pro volvió a sentir la bronca de los trabajadores. Docentes, estatales, médicos y judiciales salieron a la calle para reclamar recomposición salarial en sintonía con la inflación. Como medida de disciplinamiento, la provincia les descontará el día a los maestros. Un tironeo que no cesa y una prueba de fuego para el perfil de la gobernadora: ¿Podrá sostener su discurso conciliador?.

CRÓNICA DE UN PARO ANUNCIADO

Los docentes bonaerenses fueron contundentes: el martes anunciaron que, de no llegar a un acuerdo satisfactorio con las autoridades, convocarían a un paro para el día jueves.

Ese mismo martes, representantes del Frente Gremial Docente tuvieron su “cara a cara” con el subsecretario de Coordinación Económica del ministerio de Economía, Damián Bonari; el subsecretario provincial de Políticas Docentes y Gestión Territorial de la dirección General de Cultura y Educación, Manuel Vidal; y Jaqueline Laurencena, asesora del ministro de Trabajo, Marcelo Villegas. Los representantes gremiales salieron indignaron: no se trató ningún punto relevante. Los funcionarios provinciales no hicieron referencia a la propuesta de recomposición e incremento salarial entregada por los docentes, ni siquiera presentaron una propuesta alternativa.

A falta de una respuesta satisfactoria, los docentes reafirmaron la medida de fuerza. De esta manera, la gran bandera de Vidal que venía siendo el haber comenzado las clases en tiempo y forma comienza a flaquear.

NÚMEROS Y CASTIGO

La movilización de los docentes no es sólo para pedir por la reapertura de paritarias: es, también, un rechazo a la retórica oficial. El Frente Gremial Docente, que aglutina a la Federación de Educadores Bonaerenses (FEB); el Sindicato Único de Trabajadores de la Educación (Suteba); el Sindicato Argentino de Docentes Privados (Sadop); los técnicos de AMET y la Unión Docentes Argentinos (UDA), y el gremio perteneciente a la CGT, UDOCBA, rechazaron la respuesta oficial de que el aumento del 34,6 por ciento otorgado en marzo supera a la inflación, el cual según Villegas ha sido del 28,5 por ciento. La mayoría de las consultoras indican que la inflación, a esta altura, alcanza el 43 por ciento, incluso las allegadas al gobierno. La medición oficial de la Ciudad de Buenos Aires indicó una inflación interanual del 41 por ciento. Hay consultoras que indican que para los más vulnerables la inflación alcanzó un 56 por ciento.

Pero además de lo que respecta a números duros, los docentes rechazan la concepción educacional de la gestión Vidal. El mérito por sobre el entendimiento de que no todos los educandos cuentan con las mismas oportunidades ni las mismas capacidades, el recorte en lo que respecta a comedores (si bien el anuncio oficial dice que se duplicó el presupuesto, disminuyeron los cupos y se bajó la calidad nutricional del menú), el cierre de programas socioeducativos como coros y orquestas.

La gestión Vidal se muestra implacable con los paros: quien no asista a su lugar de trabajo percibirá un ingreso menor en su salario. El ministro Villegas explicó que esta medida se tomó ya que el paro no tuvo razón de ser. Sin embargo, el acatamiento fue muy alto: según los gremios, alcanzó al 90 por ciento de los docentes de la provincia.

MÁS MEDIDAS

Ante la negativa del gobierno provincial de reabrir las paritarias, los gremios docentes ya barajan la posibilidad de realizar otro paro a principios de septiembre. Es que, si bien las carteras de Trabajo y Educación de la provincia sostienen que el sueldo alcanza, son muchos los docentes que no perciben más de 9.800 pesos de bolsillo y un básico de 4 mil. Por otra parte, desde el Frente Gremial Docente comunicaron que alrededor de 5 mil docentes no cobraron o cobraron mal durante los últimos meses.

La medida de los maestros se sumó al paro nacional de ATE, que lógicamente alcanzó a dependencias bonaerenses; al paro de médicos, con lo cual alrededor de ochenta hospitales se quedaron sin guardias; y al de judiciales. Estos gremios vienen sosteniendo medidas de fuerzas desde los inicios de la gestión Vidal.

CINTURA POLÍTICA

Ahora bien, siendo que la provincia se encuentra hace rato en el ojo de la tormenta, lo cual se visibiliza, sobre todo, con las marchas que se reproducen en la ciudad de La Plata, cabe destacar que el hecho de que el conflicto haya sido protagonizado por los docentes marca un punto de quiebre.

A nueve meses del inicio de su mandato, la gobernadora aún ostenta una imagen positiva. Demostró que sabe utilizar las cámaras más que la mayoría de sus compañeros del Pro. Además, se anotó algunos porotos en las disputas: no sólo logró que las clases empezaran a término sino que, en lo respecta a otros gremios, logró salir beneficiada de las peleas entre ellos y las internas sindicales. Pero la decisión de los docentes muestra que su cintura política tiene un límite, y allí radica un problema: Vidal proviene del estilo ONG, no del barro de partidos tradicionales. Puntualmente, proviene del Grupo Sophia, uno de los think tank del Pro, y ha sido la chica mimada de Horacio Rodríguez Larreta y Mauricio Macri. Pero a lo interno del partido amarillo tiene competidores que reniegan de su “purismo” ideológico. Emilio Monzó, Marcos Peña, el eventual aliado Jorge Macri, pueden sacar provecho de la situación por la mera premisa de que a la gobernadora no le alcanza para aplacar todos los focos. Otra figura que podría verse beneficiada por el conflicto es la ministra de Desarrollo Social de Nación, Carolina Stanley, quien hasta ahora se las ha ingeniado para ocupar los lugares que deja vacíos Vidal. Stanley demostró que su cintura llega al punto de fotografiarse con Emilio Pérsico, líder del Movimiento Evita hoy embanderado contra la gestión Macri.

Además, el conflicto docente echa por tierra la versión de la nueva gestión de que no se parecen en nada al sciolismo. El ex gobernador se vio en jaque por múltiples y masivas movilizaciones de maestros, que hartaban tanto a los propios docentes como a los transeúntes y a los padres de los alumnos. Por todo esto, el paro significa “figurita repetida”. (www.REALPOLITIK.com.ar)

Link de la Fuente

Cargar Más Artículos Relacionados
Cargar más en Nacionales
Los comentarios están cerrados.

Mira además

Empiezan a hablar las voces de la corrupción – 18.11.2017

La verdad empezó a subir como una napa de agua sucia en la que flotan desperdicios. Es com…