Inicio Opinión El alcance de las bendiciones, motivo de intenso debate en la Iglesia

El alcance de las bendiciones, motivo de intenso debate en la Iglesia

5 minuto leer
Comentarios desactivados en El alcance de las bendiciones, motivo de intenso debate en la Iglesia
0


El temporal no amaina y la resistencia de los ambientes conservadores parece crecer si se tiene en cuenta que algunas personalidades importantes de esa sensibilidad llegaron a calificar de herejía (negación de una verdad de fe) al pronunciamiento del Dicasterio para la Doctrina de la fe autorizando la bendición en ciertas condiciones a parejas consideradas “irregulares”.

El malestar crece al cobijo de quienes ven con escasa simpatía al papa Francisco en especial por su estilo menos cercano a una interpretación literal de la ley y más centrado en el mandato evangélico de la caridad que da como resultado una pastoral a la que consideran ambigua y hasta destructiva de la tradición católica.

Merece recordarse sin embargo que ésta no es estática sino dinámica, como reza una antigua sentencia: “Ecclesia semper reformanda”. No han sido infrecuentes las tensiones siempre que se ha intentado una reformulación en la comunicación del mensaje cristiano o en las estructuras eclesiásticas o abrir un nuevo camino, como así ha sucedido con una multitud de grandes santos.

¿Cuáles podrían ser las causas de esta conmoción? Las críticas al documento están centradas en las parejas del mismo sexo y no tanto en los divorciados vueltos a casar, mucho más numerosos. Aun cuando se distingue entre la condición homosexual (sin anatemas) y los actos homosexuales, la resistencia se explica por el rechazo de un “pecado” históricamente condenado como nefando.

Si bien algunos opositores han llegado a mencionar el término cisma que supone la separación o secesión de la sede petrina, otros han puntualizado que la disidencia se reduce a la declaración y en todo caso solamente a algunas líneas pastorales del pontificado.

Lo cierto es que desde que Pablo VI publicó la encíclica Humanae Vitae (1968) prohibiendo los métodos artificiales de anticoncepción, no se había producido un revuelo semejante. La diferencia con la situación actual es que en aquélla la oposición fue progresista y ésta reviste una matriz y un tono conservador.

El documento no se refiere a las bendiciones formales que están previstas en la liturgia sino a las informales que se suscitan, verbigracia, en las procesiones y santuarios y que corresponden a la religiosidad popular, donde aparecen expresiones al margen de la estricta ortodoxia. Durante las celebraciones propias de las canonizaciones populares como el Gauchito Gil y la Difunta Correa que no pertenecen al santoral católico, suelen celebrarse misas y oficios religiosos.

Como en el caso de las bendiciones, estas actitudes pastorales obedecen a un deseo de la Iglesia de difundir el auténtico espíritu evangélico aun en situaciones que podrían considerarse heterodoxas e incluso extrañas a la fe cristiana, y que expresan una muchas veces sincera búsqueda de Dios.


Link de la Fuente

Cargue Artículos Más Relacionados
Cargue Más Por Mundo Político
Cargue Más En Opinión
Comentarios cerrados

Mira además

Muere el expresidente de Tanzania Alhaj Ali Hassan Mwinyi por un cáncer de pulmón

El expresidente de Tanzania Alhaj Ali Hassan Mwinyi, que lideró el país entre 1985 y 1995 …